Cantabria 102 Municipios 
liébana
occidente
saja-nansa
besaya
campoo
santander
pas-miera
trasmiera
asón-agüera
oriente
descripción general
historia
personajes
patrimonio
naturaleza
población
núcleos de población
economía
etnología y folklore
gastronomía y hostelería
guía de servicios
buscador de municipios

gobierno de cantabria
el diario montañes
arnuero etnografia y folklore
   
fiestas populares
     

Artífices de Arnuero.

La comarca de Trasmiera y el valle del Asón fueron cuna a lo largo de la Edad Moderna de numerosos campaneros, canteros, ensambladores, escultores, etc. que intervinieron en algunas de las empresas artísticas más importantes de la España de la época.

Maestros campaneros. Fundición de campanasA mediados del siglo XVIII se concentraban en Isla y Arnuero la mitad de los fundidores de campanas de la Junta de Siete Villas. De hecho, se ha documentado a 900 profesionales entre el siglo XVI y mediados del XIX en los nueve concejos de esta junta. Alejandro de Gargollo Foncueba y Pedro de Güemes, ambos vecinos de Arnuero, son dos de los campaneros sobresalientes del lugar. El primero fundió en 1753 la campana mayor de la catedral de Toledo, la más grande de España. Dedicada a San Eugenio, mide 2,29 m, tiene un diámetro de 2,97 m y pesa 18.000 kg. De Güemes, por su parte, es autor de la campana grande de la catedral de Santiago de Compostela, la tercera de España, llamada ‘La Berenguela’, de 11.000 kg de peso.

Otros maestros. Arnuero también vio nacer a numerosos canteros, entre los cuales se cuentan Domingo Vélez de Argos, que intervino en el remate de los muelles de Laredo, así como en diversas obras realizadas por cuenta del Duque de Lerma en Burgos. Además, de aquí surgieron ensambladores como José Vélez de Margotedo, autor de notables retablos en la provincia de León, como los mayores de los monasterios de Santa María de Carrizo o Santa María de Carbajal; y escultores como Juan de Pobes Sierra, artífice de las figuras del retablo de San Martín de Ajo, las del retablo mayor de las Huelgas de Burgos, los relieves de los tímpanos de las puertas laterales de la fachada principal de la catedral de Burgos o la fuente de la plaza de Santa María, situada enfrente de dicho templo.

Molinos de mar y de río de Arnuero.

Se han documentado numerosas moliendas en este municipio. Entre Arnuero, Isla y Soano se registran entre los siglos XVI y XVIII ocho molinos de marea. Entre los siglos XVII y XVIII hay constancia en Castillo de cinco molinos de río. En la actualidad, se conservan restos de los molinos de marea levantados sobre la ría de Ajo y las marismas de Ris-Joyel. Se trata del llamado molino del Puente de la Venera, del que no hay documentación; el de Santolaja, recientemente reconstruido y documentado en 1639; el de Palombar, documentado en 1640; el molino de Soperio, documentado desde 1673; el de La Lastra, documentado desde 1675; el molino de Castellano, con trazas de Juan de Peña y documentado en 1746 y declarado Bien de Interés Cultural con la categoría de monumento en 2002; el de García Sanz, documentado desde 1580; el molino de la Helada, documentado desde 1693; y el de Canal y Velasco, documentado en 1753. Molinos de río constan en el de los Vados, documentado en 1650; el de Candás, documentado en 1737; y los de Corino, Salcecillo y El Puente, documentados los tres en el año 1753.

 

© Copyright EL DIARIO MONTAÑÉS, Editorial Cantabria Interactiva S.L. CIF:B39495460 C\ La Prensa s/n 39012 Santander Registro Mercantil de Santander,
Tomo 723, Folio 165, Sección 8ª, Hoja S11607, Inscripción 1ª     Aviso Legal / Política de privacidad/ Política de Cookies